Amigos de “Nunca fuimos de notable”:

Este mes de junio se ha cumplido un año de nuestra nueva vida en el norte. Ha sido un año de grandes altibajos.

Trabajar más de ocho horas al día en un sector que no es el tuyo renunciando a fines de semana, puentes y festivos ha sido muy duro. Vivirlo lejos de la familia y de los amigos a los que estábamos acostumbrados a ver cada semana más. Y recibir visitas en los momentos de máximo trabajo ya ni os cuento.

Más »